"There be dragons" la megaproducción que Roland Joffé filma en Argentina fue presentada ante la prensa - Escribiendo cine 26-8-09
PDF
Imprimir
E-mail
Seleccionadas
Jueves, 27 de Agosto de 2009 08:56

 

En una extensa rueda de prensa, el realizador Roland Joffé (La misión) y su equipo (los actores Charlie Cox, Wes Bentley -el vecino adolescente de Belleza americana-, Rodrigo Santoro, Olga Kurylenko, el director de arte Eugenio Zanetti y los productores del film) dialogaron con periodistas sobre There be dragons, film centrado en el fundador del Opus Dei.

Se trata de una película cuyo rodaje aún se desarrolla en varias localidades de Argentina, como por ejemplo Luján, Sierra de la Ventana y el barrio de San Telmo. Un film que aún no ha sido estrenado, pero que por sus singularidades ya ha generado cierta polémica.

Fue Joffé quien comenzó el diálogo con la prensa, siempre con su hablar pausado, midiendo muy bien cada uno de sus términos. Sobre la génesis del film y su ideología, manifestó lo siguiente:

"No hay una ideología detrás de esto. Lo hago porque surgió. Al principio no estaba muy seguro de cómo encararlo. Me puse a pensar el tema y a considerarlo. Y me pareció muy interesante qué es lo que significa para todos nosotros, porque no es un tema antiguo per se. Después me pareció un pensamiento muy interesante la elección de José María Escrivá de Balaguer, su visión de la vida: que todos los seres humanos tienen la capacidad de ser santos, y asimismo que el camino hacia la comprensión y el entendimiento que resulta liberador. Es una historia sobre seres humanos, sobre la búsqueda del amor, tanto divino como humano, el odio, la traición, la guerra, el error. En definitiva, es una película sobre seres humanos y sobre cómo José María mira a la vida y qué nos dice a nosotros”.

El realizador contó, según el productor Ignacio Sancha, con una financiación conformada por fondos de diversos orígenes. Y se explayó al respecto: “Supe que Roland estaba buscando financiación para una película y la idea de que alguien independiente de la Iglesia quisiera dar su visión sobre una historia ética, no religiosa y por lo tanto no propagandística sobre un personaje como José María Escrivá, me enamoró completamente. A partir de ese momento comencé a buscar ayuda. Fuimos a Antena 3 para que nos ayudara con la financiación, y a continuación creamos un fondo de inversión abierto a todo tipo de inversores. Hay inversores financieros, hay casas de capital riesgo, hay individuos con su propio patrimonio. Sobre si hay miembros del Opus Dei invirtiendo en la película, no puedo decir nada más, por estar sujeto a contratos de confidencialidad como en cualquier proyecto de inversión. Sólo diré que mi socio y yo, que somos miembros del Opus Dei, hemos invertido en la película”. Más tarde agregó: “Lo polémico no es el Opus Dei, sino las opiniones sobre el Opus Dei, que están basadas en rumores.”

EscribiendoCine preguntó a Charlie Cox (protagonista del film) acerca del proceso creativo de su personaje, y la visión que tiene sobre el mismo. Y nos dijo lo siguiente: “Cuando leí el guión tenía que encararlo como lo hago siempre: como si fueran palabras cruzadas. Llegar a él de esa manera. Sabemos que José María tiene una serie de controversias, pero la película no se trata de eso, hay algo más importante. Traté de dejar de lado que él fuera un religioso y traté de acercarme a él como hombre. ¿Qué quería decir este hombre, qué representaba este hombre, y cómo iba a lograr lo que él quería? ¿Para qué cosas luchaba? Yo pensaba que tenía que ir más allá para descubrir a esta persona como hombre, qué batallas luchaba todos los días, con qué adversidades se encontraba. Entonces comencé a ver a través de todo esto que era una persona extraordinaria”.

También dialogamos con Eugenio Zanetti, el director de arte del film, quien obtuvo un premio Oscar por Restauración y el año pasado dirigió la obra Educando a Rita en Buenos Aires. Sobre su participación en There be dragons se mostró muy entusiasmado y dijo lo siguiente: “Básicamente quiero agradecer, porque estoy muy contento de volver a Argentina y hacer una película como ésta, con toda su calidad. Estoy muy agradecido al equipo argentino que es extraordinario y que ha hecho un trabajo extraordinario, y también al equipo no argentino que también está acá y también es extraordinario. Hemos tratado de hacer esta mezcla tan extraña y tan difícil de encontrar en el cine contemporáneo, una película épica que toca elementos nuestros tan delicados como éste”.

La bella Olga Kurylenko (última “chica Bond”) se explayó brevemente sobre su personaje: “Soy una chica jovencita, rubia, que se une a las brigadas para luchar por la república, en contra del movimiento nacionalista. Lucha por la libertad y su historia es muy interesante”.

Hacia el final, el director remarcó la pluralidad del pensamiento acerca del Opus Dei que –según él- fue visible en su aproximación sobre el grupo. Y dijo: “Hay un creciente interés en la religión, en lo que no sabemos y queremos saber. El clisé es como una aspirina, uno lo va tomando, lo va tomando, hasta que se da cuenta de que se está alimentado con aspirinas. Y la religión es algo magnífico, bello, tan bello como la ciencia. Ambas son compañeras, tratan sobre cosas de la vida”.

Algunos integrantes del equipo técnico se encontraban en la sala en donde se llevó a cabo el encuentro. Parte de su trabajo pudo apreciarse en una proyección simultánea, que dejaba en claro las dimensiones de producción que el proyecto posee, con una minuciosa reconstrucción de época que reproduce el ámbito de la Guerra Civil Española. Habrá que esperar el estreno para conocer cómo Roland Joffé refleja parte de la vida de este singular personaje de la historia.

Trackback(0)
Comentarios (0)Add Comment

Escribir comentario

busy